jueves, 29 de diciembre de 2016

Champú y mascarilla Color-Vive (Elvive) - L´Oreal Paris


Estos son mi champú y mascarilla actuales, y estoy DESEANDO terminarlos.

Mira que siempre me han ido fenomenal los champús y mascarillas Elvive (mención estrella para las gamas Total Repair 5, Aceite Extraordinario o Nutri-Gloss). Pero la de pelo teñido no volveré a usarla ni aunque me la regalen.

Es la gama Color-Vive, orientada para cabellos teñidos. Asegura proteger, realzar y prolongar el color y el brillo de los cabellos coloreados, a la vez que nutre el pelo.

En mi caso, totalmente falso. Ya comenté ayer que habiendo pasado 29 días desde que me teñí, ya tengo mi negro azulado super deslavado, poco intenso y con los malditos reflejos rojizos. A efectos de proteger y prolongar el color del tinte no noto que estos productos hayan hecho nada de nada. Con los lavados el tono ha ido perdiendo intensidad igual, y ahora mismo llevo el pelo que más que negro azulado parece una especie de castaño oscuro soso, de lo que se ha ido aclarando y de tanto reflejo rojo que tengo.

Esta gama lleva muchísimos años en el mercado y si no la han retirado por algo será, y me alegro de que haya mujeres a las que les funcione. Pero en mi experiencia son un horror.

Para colmo, no nutren absolutamente nada y el pelo queda muy normalucho en términos de hidratación, suavidad, brillo y aspecto. Incluso me lo dejan algo apelmazado, aplastado. Un resultado mediocre, a diferencia de otros champús y mascarillas que sí me dejan pelazo (otros Elvive incluidos). 

Toleraría esa falta de nutrición si hubieran sido eficaces a la hora de proteger mi color, pero es que no hacen ni una cosa ni otraPor no tirarlos a la basura, estoy desesperada porque se me acaben ya. 

El champú cuesta unos 3-4 euros y la mascarilla ronda los 4.50 o 4.75.

Son los peores champú y mascarilla que he usado en los últimos tiempos, con permiso de estos horrores de Deliplus. Casualmente, también son orientados a pelo teñido.

De perfumería, los reyes supremos a la hora de proteger el color del tinte a la vez que nutren y dejan el cabello precioso, para mí siempre serán éstos.

De todas formas, he decidido que como me tiño todos los meses es tontería usar productos que prolonguen la duración del color: otra cosa sería si me tiñera cada 2 o 3 meses, pero como me tiño mensualmente no siento que sea necesario usar este tipo de productos, dado que enseguida me voy a volver a teñir. Así que cuando acabe éstos de Elvive volveré a champús y mascarillas nutritivos, y NO creo que vuelva a comprar champús y mascarillas específicos para pelo teñido.

Ya he asumido que estoy condenada a pasar unos pocos días del mes con el negro azulado poco intenso. Eso sí: el resto del mes, o recién teñida, enamorada de este color es poco.

NOTA: 0 / 10

miércoles, 28 de diciembre de 2016

Coloración permanente Palette (genérico) - Schwarzkopf


Este tinte me lo he dado varias veces a lo largo de los años, estando entre mis fijos a la hora de comprar mi color (negro azulado).

Palette hace tintes geniales: he probado gamas como el Palette Perfect Gloss y el extraordinario Palette Mousse (tristemente desaparecido, pues lo adoraba). En esta ocasión se trata del Palette genérico. Con el tiempo siempre van lanzando nuevas colecciones -que tarde o temprano retiran, como hicieron con el mousse y creo que también han retirado la gama Salon Colors-. Pero el genérico siempre está ahí.  

Es un tinte excelente.

Me deja el negro azulado ESPECTACULAR: hiper-intenso, negro negrísimo, reflejo azulado maravilloso bajo ciertas luces, y un brillo colosal. Y cubre canas por completo, no daña el cabello, con una caja me dió para teñir toda la melena, y solo cuesta entre 2.95 y 3.95 euros dependiendo del sitio.

Me encanta. Como digo: siempre entre mis fijos a la hora de teñirme.

NOTA: 10 / 10


La última vez usé la caja de arriba, que es la versión que he venido usando estos años. Recientemente han renovado la gama y ahora la caja es la de la foto inferior. Por supuesto, la probaré.

martes, 27 de diciembre de 2016

LipFinity Colour & Gloss - Max Factor


LipFinity Colour & Gloss de Max Factor es una nueva gama dentro de sus legendarios LipFinity (comenté uno aquí). He tenido varios LipFinity a lo largo de los años, y su fama como el labial permanente por excelencia está más que justificada. Fue la barra pionera en dos pasos (color + brillo) y larguísima duración, y a día de hoy sigue siendo la reina de los labiales fijos. 

Había una cosa que no me gustaba del LipFinity clásico, y era que la barra se dividía en dos productos: la de color, y el bálsamo transparente aparte. Prefiero cuando llevan el color y el brillo en el mismo envase, y así no tener que estar trasteando con dos barritas. Y esta nueva variedad del LipFinity es así, con las dos partes en el mismo producto. Genial.

Y en este LipFinity Colour & Gloss, el brillo no es el típico transparente sino que es color-color; bien para aplicarlo solo o encima del tono mate. Por lo que tenemos dos labiales en uno. El producto asegura aportar color y brillo multi-dimensional que dura hasta 10 horas, pudiendo aplicar ambos tonos juntos o por separado.

El brillo evidentemente no dura tanto, pero el color mate corroboro que sus mínimo 8 horas como recién puesto me aguanta. Y me ha resistido comidas. Es uno de esos casos extraños donde la publicidad se queda corta, pues yo juraría que más de 10 horas me dura.


Pero lo que me terminó de enamorar de este labial fueron sus dos colores. Me los probé en la tienda, en la mano, y no paré hasta que fue mío: es el 520 "Illuminating Fuchsia". Que no engañe el nombre (se lució quien le puso "fuchsia"): son dos rosas muy suaves y naturales, perfectos para diario. En las fotos puede verse cómo queda puesto. El color mate es un rosa beige muy bonito que realza el rostro infinitamente a la vez que queda discreto. Y el brillo es un rosa bebé muy dulce, no menos precioso también. El mate me gusta usarlo sin el brillo para diario, pero cuando me arreglo, ambos combinados quedan de alucine. Y el brillo por sí solo es idóneo para dar un aspecto espectacular pero suave a los labios, a juego con un maquillaje de ojos marcado.

No es de esos labiales dobles en los que te gusta mucho un color y el otro lo tienes echando telarañas: me chiflan los dos, y ya los estoy usando a destajo. Es un labial que debido a sus tonos tan bonitos, suaves y ponibles se le va a sacar partido infinito.

Entre los dos colores tan maravillosos y que la duración es apoteósica y su formato 2 en 1 tan cómodo, estoy FASCINADA con este producto.

De precio ronda los 10 euros en perfumerías.

NOTA: 10 / 10

viernes, 23 de diciembre de 2016

Orofluido Beauty Elixir - Revlon Professional


El pasado 15 o 16 de noviembre me auto-regalé este mítico producto, y he de decir que su excepcional fama está más que justificada. 

Su publicidad nos dice:

Orofluido se inspira en los rituales de belleza de las antiguas tradiciones: las mujeres bereberes que viven en Marruecos nos enseñan a proteger y cuidar el cabello con el preciado aceite de Argán. Cleopatra, reina egipcia y símbolo de seducción todavía hoy en día, contaba entre sus secretos de belleza con un tratamiento a base de aceite de Cyperus que dejaba su cabello suave, luminoso y aterciopelado al tacto. El aceite de lino era utilizado por egipcios, hebreos y fenicios como una increíble fuente de brillo para el cabello.

Orofluido es pura sensualidad, una celebración de los sentidos. El misterio de la fragancia del ámbar, la fascinación por los más preciados aceites naturales. El lujo del oro. Un ritual de belleza para todo tipo de cabello. Texturas fluidas, sedosas y agradables a los sentidos, que recuerdan y evocan la preciosidad del oro. Su deliciosa fragancia ambarada con un fondo de vainilla te transportará a la fascinación de los perfumes orientales.


Aceite de Argán: el oro líquido para tu cabello. Extraído de la semilla del fruto de la Argania Espinosa, este aceite es rico en vitamina E y en aceites grasos esenciales, similares a la composición de nuestra piel. Fortalece el cabello proporcionando una extrema ligereza e increíble sedosidad.

Aceite de lino: brillo inmediato. De las semillas de lino se extrae un preciado aceite que sella y suaviza la cutícula capilar, dando uniformidad y control. El resultado es un cabello que capta y refleja la luz proporcionando un brillo espectacular.

Aceite de Cyperus: pura seda al tacto. El Cyperus es una planta que se cultiva en Egipto desde hace más de 4.000 años. De ella se extrae un aceite con un alto contenido en ácidos grasos insaturados y en tocoferoles, que aportan protección natural contra los radicales libres. Proporciona suavidad y volumen: el cabello queda manejable, liso y flexible.


ORO FLUIDO BEAUTY ELIXIR

Elixir de belleza para todo tipo de cabello. Riqueza pura que envuelve el cabello. Tres aceites naturales en una preciada mezcla de agradable y sedosa textura. Una rápida absorción, sin dejar residuos en el cabello.

Aplicado en húmedo:

Reduce el tiempo de secado

Deja el cabello ligero, sedoso y fácil de peinar

Proporciona cuerpo y movimiento al cabello

Realza el brillo natural del cabello

Aplicado en seco:

Aporta brillo instantáneo

Controla el encrespamiento y facilita el peinado

El cabello queda suave, disciplinado y flexible


Bien, pues dejando de lado toda esa publicidad chupi-exótica y exagerada -me encantaría saber cuánto de útil le era a Cleopatra cuidarse el "cabello" con ese aceite, dado que era calva y usaba pelucas-... he de admitir que en mi pelo los resultados son de 10. 

No es el típico sérum que se limita a ser un pringue en las puntas y ya, sino que de verdad se siente el cabello tratado, embellecido, sublimado. Queda con un cuerpo, suavidad y soltura increíbles, amén del pedazo de brillo y nutrición. Le da un aspecto, brillo y textura soberbios (sobre pelo negro azulado que ya es brillantísimo de por sí, puedes morir con ese brillo extra). Me lo aplico sobre pelo húmedo recién lavado, o ya seco como producto de acabado en medios y puntas, y el cabello queda como renovado, vitalizado, PRECIOSO. No apelmaza ni engrasa nada. Y su aroma avainillado es una gozada.

Mi envase contiene 100 ml. También lo venden en formatos de 50 y 25 ml y no descartaría en un futuro comprar uno de los dos (si los encuentro), porque para viajes o desplazamientos es un engorro el frasco grande. Por no hablar del cristal: cuando lo uso en el baño siempre voy con mil ojos para que no se caiga y se rompa: vale que el frasco es una preciosidad, pero preferiría que lo hubieran hecho de plástico.

La colección Orofluido también tiene champú, acondicionador, mascarilla y spray de brillo. Me llama mucho el último, y el champú y la mascarilla también me tientan lo suyo.

Costó 19.90 euros en una tienda de productos de peluquería. No es barato pero repetiría sin dudarlo. Además, supongo que cundirá para varios meses.

ENAMORADÍSIMA DE ÉL. Se ha convertido en mi sérum capilar favorito.

A raíz de algunas decepciones que he tenido con productos capilares profesionales, me congratula encontrar productos como éste (o el recientemente terminado Recuperador Celular de Colágeno), con los que SÍ noto diferencia y cuyo precio lo valen con creces.

Edito para mencionar que lo venden en perfumerías Druni por 15 euros. Y que ya llevo un año y siete meses con el frasco y aún me queda producto para perfectamente un par de meses más (no lo uso a diario). 20 euros, pero amortizados de pleno.

NOTA: 10 / 10

lunes, 19 de diciembre de 2016

Crema corporal de vainilla y macadamia - Tulipán Negro


Hace un par de meses compré la gama completa Gourmand Intensity de vainilla y macadamia, de la marca Tulipán Negro. Consta de gel de ducha, loción corporal y desodorante. 

Ya había tenido el gel, comentado aquí. No en vano, es mi gel de ducha-baño favorito de todos los tiempos: desde que lo descubrí, siempre repito. Su olor no es de este mundo.

Bien, pues la crema corporal no se queda en absoluto atrás; ya hasta dudo entre cuál es mi producto favorito de la gama: si el gel o la crema. En cambio, el desodorante no me entusiasma tanto: lo comentaré próximamente.

La loción es indicada para todo tipo de pieles y promete máxima hidratación y devolver la elasticidad a la piel del cuerpo, cuidándola y nutriéndola gracias a las propiedades naturales de la vainilla y la macadamia, amén de su intensa fragancia. No contiene parabenos ni colorantes. Como crema cumple a la perfección: deja la piel nutrida y perfecta, no es pringosa y se absorbe inmediatamente. Pero sin duda su cualidad estrella es su envolvente, super sensual y fabuloso olor a vainilla y macadamia: huele exactamente igual que el gel de ducha (consultar su reseña), y el olor permanece en la piel. Para enamorarse, en serio.

Ya había utilizado otras lociones corporales con aroma a vainilla, y ésta es la mejor o de las mejores que recuerdo. Fantástica es poco.

No me la aplico a diario: para ese menester siempre uso cremas corporales de las básicas con olores neutros, sin aromas chulos y golosos. Este tipo de cremas como la de vainilla prefiero reservarlas para ocasiones puntuales, así que el bote me durará un tiempo largo.

Contiene 400 ml y de precio ronda los 2 euros. Al igual que con el gel de ducha, con la crema repetiré, sin dudarlo.

NOTA: 10 / 10

lunes, 12 de diciembre de 2016

Champú y mascarilla Delicatesse de Avena - Original Remedies (Garnier)


He reseñado diversos productos Original Remedies, siendo mi favorita hasta el momento la fantástica gama Oliva Mítica. 

Mi última decoloración fue tan asesina que sentí picores durante todo el proceso, lo cual no me había pasado nunca. Asustada, decidí comprar productos indicados para cuello cabelludo sensible: el mío no es así y nunca ha tenido problemas de ningún tipo, pero tras esa emergencia puntual decidí usar temporalmente productos muy suaves. 

Delicatesse de Avena es una gama orientada para cuero cabelludo sensible y pelo delicado. Hidratan el cabello y calman el cuero cabelludo evitando picores. Están elaborados con leche de avena y crema de arroz: la leche de avena es rica en antioxidantes, vitamina B1, calcio y hierro, siendo una elección perfecta para calmar el cuero cabelludo sensible y reducir la sensación de picor. El arroz contiene gran cantidad de proteínas y es esencial para hidratar y proteger el cabello. 

Partiendo de esas premisas, se trata de dos productos muy muy suaves e indicados para calmar, hidratar y suavizar. Son tan suaves y delicados que se recomienda su uso para toda la familia, incluyendo niños a partir de 3 años.



Lamentablemente no puedo valorarlos desde el punto de vista de calmar el cuero cabelludo, ya que los picores solo me duraron durante la decoloración y luego dejé de tenerlos. Pero como champú y mascarilla "de normal" me han parecido una maravilla. Hasta los envases son una dulzura de bonitos...

Dejan el cabello perfecto y suavísimo (es difícil no pasarme todo el rato tocándome el pelo), hidratado y muy suelto, sin apelmazar. Son muy cremosos, y lo mejor de ambos: SU OLOR. Huelen como a arroz con leche y es un aroma nada empalagoso pero muy fresco, tierno y suave. Dan ganas de comérselos ¡no exagero!. Lavar el pelo con estos productos es un gozo absoluto, y encima la fragancia perdura en el cabello una vez lavado y seco. Estoy ENAMORADÍSIMA de su olor y volvería a comprarlos solo por eso. Como champú y mascarilla dejan el pelo fenomenal, pero lo mejor que tienen es sin duda ese olor maravilloso.

Mi gama favorita Original Remedies era la Oliva Mítica, y la de arroz y avena le empata. Nutrir nutre más la de Oliva pero la otra también deja el pelo genial. Para verano o situaciones donde el cabello se note especialmente seco y necesite un chute gordo de nutrición usaría la Oliva Mítica, pero de normal, si el pelo está bien y no atraviesa problemas de sequedad, la de avena me parece ideal.

Y de olor me chiflaba la de Oliva, pero el de ésta me gusta incluso más.

Repetiré seguro. El champú cuesta 2.50 euros y la mascarilla ronda los 3.75. Hay también acondicionador, pero yo hace años que los he sustituido por mascarillas.

NOTA: 10 / 10

Edito a enero 2017 para mencionar que he repetido con ambos.

domingo, 11 de diciembre de 2016

Vestido rosa de Jane Fonda


Desde que vi "Barbarella" (1968) me enamoré de Jane Fonda; siendo una de las actrices más guapísimas y sensuales que he visto en una pantalla -ya quisieran la mayoría de "sex-symbols" del cine actual llegarle a la suela de los zapatos cuando era joven-. No es de extrañar teniendo en cuenta lo "poco" guapo que fue su padre: Henry Fonda (uno de mis actores favoritos del cine clásico). Aunque para mi gusto, el nivel de belleza terminó de explosionar con la hija.

Dicen que quien tuvo retuvo y en su caso se ha cumplido a rajatabla, pues hoy con casi 80 años Jane Fonda conserva un físico fenomenal (otras que tal bailan son Lynda Carter o Raquel Welch). Seguro que le han ayudado sus legendarios vídeos de aerobic ;) 

Prueba de lo tremendamente bien que se mantiene Jane, son sus apariciones en festivales y eventos del estilo. El otro día vi ésta (Festival de Cannes 2012), y me FASCINÓ. Aparte de su extraordinario aspecto me encanta la elegancia y naturalidad que desprende, y el vestido me ha ENAMORADO. Ese rosa metalizado tan precioso, el brillo, el corte del vestido, la delicada parte transparente, la cola... sirena total. Y con el tipo de Jane, pues apaga y vamonos. El estilista de este look merece una catedral, en serio. Es que iba PERFECTA.


Y ese maquillaje en tonos rosados suaves, a juego con el vestido, es AMOR. 

Para que luego digan que la belleza y atractivo en una mujer terminan a los 30-40. 


Lo dicho: me encantaba de joven y me encanta ahora.

viernes, 9 de diciembre de 2016

Sombra de ojos Aqua Matic - Make Up For Ever


Producto regalado el pasado mes de septiembre con una revista.

Aqua Matic es una sombra de ojos resistente al agua que asegura duración a prueba de bombas. Tiene formato lápiz jumbo. También puede utilizarse como delineador de ojos, que es como la estoy usando yo.

Hará cosa de un mes terminé un lápiz negro de Essence, y la sombra con la revista me vino de perlas ya que la dejé reservada para cuando lo acabara. Al igual que dicho lápiz, la estoy usando para hacerme la raya en momentos de mucha prisa y para entre semana, ya que cuando me arreglo siempre utilizo eyeliner en gel.

Pues bien: por mucho que sea de la prestigiosa firma profesional Make Up For Ever, me parece un producto regulero. No es horrible ni mucho menos, pero tampoco una maravilla.

Posee una textura muy cremosa y suave, y el color es divino recién puesto. Pero eso de "ultra-resistente" no sé de dónde lo han sacado, pues conforme pasan las horas el color se empieza a difuminar (muy especialmente en la raya inferior), hasta el punto de que puede llegar a desprender motitas y manchar la piel.

El tono es precioso: D-10 Diamond Black: gris oscurísimo casi negro con pequeños brillitos plateados. Lástima que con las horas pierda intensidad.

En el otro extremo del lápiz tiene una tapita que si la desenroscamos es un mini-sacapuntas que a mí me parece un horror: la sombra es tan blandita que al meterla y girar, éste se la "come". Y no le da una forma buena, más bien te gasta sombra sin más. Fatal. Total, que no lo uso nunca.

Es la leche que un producto de gama alta ofrezca resultados tan simplones, y que yo tenga por ejemplo el eyeliner en gel de Maybelline con el que me dura la raya negra todo el día como recién puesta, costando 8 euros.

Por suerte solo aboné 4 euros con la revista, porque llego a pagar los 23.50 que vale en perfumerías y estoy llorando hasta los restos. Toda una mañana recorriendo mil kioskos buscando la revista (agotadísima), para esto...

De diario me hace el apaño para hacerme una raya rápida y simplona para ir a la universidad, pero para un maquillaje currado de verdad no quiero este producto ni regalado, por mucho Make Up For Ever que sea. Espero que se me acabe pronto...

Esperaba más de una firma así. Es el único cosmético que he probado de Make Up For Ever y me da igual su prestigio y que la usen en moda, cine y televisión, pues en concreto esta sombra me ha parecido muy limitada. Que una sombra de Bourjois o KIKO se empiece a emborronar a las 4 horas lo paso, ¿pero de una marca como Make Up For Ever?.

La apruebo porque por 4 euros le estoy dando uso diario para clase, y porque durante las primeras horas queda genial.

NOTA: 5 / 10

jueves, 8 de diciembre de 2016

Leche limpiadora Triple Activa Confort - L´Oreal Paris


Esta limpiadora la lleva usando mi madre siglos y yo la he probado dos o tres veces; la última hace unos días.

Es una leche limpiadora indicada para pieles secas y sensibles. Desmaquilla, calma e hidrata. Contiene Omega-Ceramida y promete dejar la piel limpia, hidratada, flexible y confortable, sin tiranteces y con un acabado suave y aterciopelado inmediato.

Sinceramente, me parece un producto espantoso. Es hiper-grasienta y al retirarla del rostro deja como una película de grasa sobre la piel: parece que nos hemos untado aceite. Es una sensación muy rara y desagradable, ya que la piel queda mojada pero no mojada de agua, sino de pringue de grasa. De verdad que da asquito. Para colmo, dicha sensación permanece, y tengo que limpiarme bien la cara para quitar esa capa grasienta. No sé si hidratará pero resecar ya lo creo que no reseca, con lo aceitosa que deja la piel. Yo tengo el cutis normal; ni seco ni graso, y es francamente asqueroso sentir así la piel.

No entiendo cómo mi madre puede gastarse 6.25 euros en esta cosa, pero si a ella le va bien... A mí L´Oreal es una marca que siempre me ha ido fenomenal en cosmética de todo tipo (facial, corporal, cabello, maquillaje), pero este producto no lo quiero ver ni en pintura.

Yo desde luego me quedo con esta maravilla de LIDL, que cuesta 1.20 euros y a mí al menos me va de fábula, no en vano ya llevo tres gastadas y seguramente iré a por la cuarta.

NOTA: 0 / 10

lunes, 5 de diciembre de 2016

Negro azabache VS negro azulado: cuál elegir


Mi pelo es castaño oscuro pero padezco "negrofilia" capilar: adoro mi cabello cuanto más negrísimo mejor; ese negro de tinte tan potente y brillante que parece de muñeca. Para colmo es el color que mejor me queda con diferencia -sin duda influyen mis rasgos árabes y piel dorada clara, y aunque soy castaña tengo las cejas negras, y entre eso y los rasgos por eso el negro se me acopla tan bien y pasa por mi color natural-. He llevado castaños, rubios, rojos... y como el negro no me sienta ninguno. Por no hablar de lo mega-brillante, elegante y sexy que es, del morbazo y personalidad que da al rostro, y de cómo potencia los ojazos y rasgos guapos. 

Y al no tener aclarante no me daña nada el cabello, como cuando he ido "rubia", que madre mía pobre pelo. Ahora prefiero dejarme de experimentos y ser fiel a la naturaleza y a mi tono oscuro, y lo resalto tiñéndolo de negro. Y a diferencia de tintes que apagan el brillo del pelo dejándolo mate y fosco, el negro me aumenta el brillo hasta el infinito y más allá.

En anteriores entradas he comentado ventajas de teñirse de negro, pautas para que luzca divino, maquillajes, numeraciones... Y ahora es el turno de saber por cuál decantarse: negro puro o azulado. 


Siempre me tiño de negro azulado. El puro (también llamado negro azabache, negro ébano...) me lo he dado alguna vez. A veces se duda a la hora de elegir entre uno y otro, y en mi experiencia:
  • La teoría dicta que el negro azabache queda más natural. NO estoy de acuerdo: siempre me doy negro azulado y parece completamente mi color (la gente siempre se sorprende cuando les digo que me tiño). Recordar que en interiores y bajo la mayoría de iluminaciones el negro azulado se ve negro tal cual, y si el pelo natural ya es oscuro como es mi caso y los rasgos acompañan, puedo asegurar que el negro azulado no me queda artificial para nada. Si a tu cara de verdad le va el negro, ambos -azabache y azulado- pasan por naturales.
  • En principio se recomienda el negro puro a mujeres morenas y el azulado a las más claritas, pero reitero que depende del caso: a mí el azabache me queda ideal pero el azulado igual de bien -o mejor-. Y no me desentona con la piel en absoluto, si bien yo soy morena clara. En mujeres muy morenas y con el tono de piel muy cálido sí es verdad que sería más recomendable el negro ébano. Pero todo es probar.
  • Cierto es que el negro azulado queda increíble en chicas blanquitas y de ojos claros.
  • El negro azulado luce más brillante y es un negro diferente, precioso, especial. Ese super brillazo azul al sol y bajo algunas iluminaciones es FABULOSO. Mientras que el negro-negro es más "simple" (que ojo: también queda divino con ese negro negrísimo cegador y brillo plata, y me consta que hay tintes azabache que en brillo y espectacularidad nada tienen que envidiar a un negro azulado).
  • El negro-negro dura más que el azulado, resiste mejor los lavados. El azulado se deslava con más facilidad y antes del mes ya suelen aparecer los odiosos reflejos rojizos. Aunque si llevamos acumulados muchos tintes negro azulado (yo me tiño todos los meses) a mí se me acaba fijando y me duran lo infinito. Pero por ejemplo, si nos hemos aclarado el cabello y luego volvemos al negro azulado los primeros meses el reflejo rojizo saldrá enseguida y el negro se aclarará en nada, mientras que si hemos teñido de negro puro resistirá más. Pero como digo, este problema desaparece en cuanto llevemos acumulados varios negro azulado y conforme el pelo vaya mejorando tras la decoloración (el pelo muy poroso y estropeado escupe los tintes enseguida).
  • Por eso de la duración, en verano es más recomendable teñirse de negro ébano. Hace unos años me teñí a principios de agosto de ese color en peluquería y pese al sol, piscina y playa, a final de mes seguía intacto. En cambio con los chapuzones, sol y lavados el negro azulado pierde intensidad más rápido. Aunque si no nos importa retocar el tinte mensualmente e incluso menos, el negro azulado con el solazo dándole de pleno luce ESPECTACULAR: es la época del año cuando más azul lo vamos a ver, destacando al máximo ese pedazo de brillo y reflejo tan precioso que tiene. 
  • El azabache queda más negro. El azulado tiene el plus de ese reflejo azul / plata tan bonito y que brilla extraordinariamente, pero no queda tan negrísimo como el otro. Es cuestión de dar prioridad a un negro más potente o al reflejo azulado. Aun así, depende del tinte: hay coloraciones negro azulado que dejan el pelo ultra-negrísimo. Consultar mi entrada sobre numeraciones a la hora de comprar tinte negro.
  • Cuidado con las manchas azules que tras teñirnos de negro azulado y con el pelo húmedo podemos ir dejando en piel, ropa, almohadas y sofás. Siempre aclarar el pelo con agua a conciencia, especialmente después de haber teñido y tras los primeros lavados. En cambio, los tintes negros-negros no manchan o lo hacen muchísimo menos. Y las manchitas marrones que puede dejar el tinte negro salen con facilidad, a diferencia de las azules del negro azulado, que prepárate....

Resumiendo: el negro puro dura más, queda más negro y no mancha. Pero el negro azulado es más brillante y bonito -aunque reitero que depende de cada tinte negro ébano-. No queda tan negrísimo (otra vez: depende del tinte), dura menos y puede manchar lo suyo, pero a mí me compensa lo precioso y espectacular que queda. Por tanto, mi declaración de amor va para el negro azulado -sin discriminar para nada al azabache, que algún mes me lo pongo por cambiar-. Adoro a ambos.

viernes, 2 de diciembre de 2016

Tintes negro azulado: numeración para conseguir un negro o azul más intenso


Mes a mes voy alternando diversas marcas de tinte, siempre en mi color favorito (negro azulado). Pero la marca va según me dé, pues una de las ventajas de los tintes negros es que siempre quedan perfectos. No es como con tintes más claros con los que a menudo es una lotería acertar con el color. Cuando te aplicas tinte negro sabes que siempre te va a quedar ese color, uniforme y perfecto sí o sí. Nada de tonos desiguales de que acabas llevando el pelo de varios colores, matices horribles, colores feos, el temible y espantoso naranja, que el color quede más claro u oscuro de lo que queríamos... En cambio el negro lo tapa todo y es un tono que no reviste ninguna dificultad a la hora de conseguir ni mantener. Por no hablar de lo bonito, elegante, sensual y mega-brillante que es. 

En mi vasta experiencia tiñéndome con este tono, dos son los factores que marcan la diferencia a la hora de conseguir un negro azulado bien chulo: la calidad del tinte en sí, y la numeración.

A mí me pasa que me aplico unos u otros y si bien todos quedan genial, sí noto que a veces unos me dejan el negro más fuerte, otros más suave, otros se ven más azules, con otros apenas hay reflejo... todo es debido a la numeración.


Recordar que el número primario es el color de base (1 = negro negrísimo / 2 = negro un poco más claro; y a más numeración más claro será el tinte: los 3 ya son castaños oscuros, los 5 son castaños, los 6 rubios oscuros, los 10 rubios platino...). Y la terminación secundaria que sigue al número primario es el número de reflejo. Por ejemplo, tenemos que un mismo tono de rubio medio resultará diferente según la terminación: rubio medio sin reflejo, rubio medio ceniza, rubio medio dorado, rubio medio cobrizo...

El reflejo azulado suele llevar las terminaciones _.1, _.10, _.88, etc etc. Depende de la marca. 

Con lo cual: tintes nº 1 = negro puro, sin reflejo (negro ébano, azabache). Mientras que tintes nº 1.1, 1.10, 1.88, 1.10, 2.1, 2.10, 2.88... = negro azulado.

Los tintes con numeración 1 son los más oscuros que existen y dejarán el negro más negrísimo que se pueda conseguir. En cambio, los tintes con numeración 2 no dejarán el negro tan potente como los nº 1, al tener un grado más de aclaramiento.

Por tanto, si ante todo buscamos que el tinte negro azulado nos quede ultra-negro, elegiremos los que empiecen por 1 (más el reflejo azulado). 


Ahora bien: al ser los tintes nº 2 negros más "claros", lo que tienen es que el reflejo azulado será más visible que en los negros nº 1.

Por lo que si no nos importa sacrificar potencia del negro y nuestra prioridad es que el azul / plata sea visible, escogeremos tintes negro azulado que empiecen por 2. En principio los 2.1, 2.10, 2.88... nos aportarán un negro no tan intenso como los nº 1, pero el azul se verá más. Ojo: que los nº 2 siguen siendo negríiiisimos (y depende de cada marca), pero así en general sí se nota que los nº 1 quedan más fuertes en cuanto al negro.

(Recordar también que el azulado solo se ve a la luz del sol y bajo algunas iluminaciones. A simple vista se ve negro tal cual).

Así pues, el tinte negro azulado ideal (muy negro y muy azul) será el que lleve numeración principal nº 1 + reflejo azul. Con lo cual, los tintes que nos dejarán el negro más potente al tiempo que reflejo azulado visible serán los 1.1, 1.10, 1.88... 

Resumiendo: 
  1. Queremos el pelo negro-negro pero sin reflejo de ningún tipo: compraremos tinte nº 1 a secas.
  2. Queremos negro azulado con prioridad de que quede ultra-negro: compraremos tinte nº 1.1, 1.10, 1.88...
  3. Queremos negro azulado y el negro nos da más igual; ante todo buscamos que el azulado sea potente: elegiremos tinte nº 2.1, 2.10, 2.88...
  4. Lo queremos todo: negro negrísimo + azulado visible (aunque no tanto como el anterior): elegiremos los del segundo apartado.
Todo esto para mí no es determinante y mes a mes alterno tintes negro azulado sin fijarme en la numeración, pero nunca está de más saberlo. 

Además, esto de las numeraciones a veces va según: hallaremos que a lo mejor un tinte negro azulado que en una marca empieza por 2, acaba siendo más intenso que otro que comienza por 1. Por ejemplo, uno de mis tintes negro azulado predilectos es el Llongueras, y es un 2.10. Y queda negro fortísimo. Otro de mis negro azulado favoritos es el Kolestint, que también es un 2 y no un 1. 

Por eso lo mejor es ir probándolos de todas las marcas y numeraciones, hasta encontrar los que más nos gusten.