jueves, 28 de abril de 2016

Esmalte ColorStay "Sequin" - Revlon


Ya he comentado esmaltes de la marca Revlon, los cuales me suelen salir buenísimos (lloraré cuando termine este). Por contra, hoy hablaré de uno que me decepcionó por completo. 

Los esmaltes ColorStay ofrecen color intenso y un acabado impecable y profesional, y prometen durar hasta 11 días en las uñas si se combinan con top coat. Esa es su principal característica: su larga duración. 

Falso en mi caso: se descascarilla con enorme facilidad. Queda perfecto recién aplicado y la cobertura de color es excelente de una sola pasada, pero conforme pasan las horas le salen multitud de marquitas y relieves: parece mantequilla. Y no digamos al día siguiente o a los dos días: pasado ese tiempo, este esmalte luce como si me hubiera pasado un Centinela de los X-Men por encima. Marcas, grietas, desconchados.... Eso de "larga duración", en mis uñas estoy por verlo.


Para colmo, no es que tenga un brillo destacable. Es de una calidad muy mediocre.

Mi tono es el 160 "Sequin"Que no engañen las fotos: es precioso y luce genial recién puesto, pero conforme pasa el tiempo tengo que estar retocándolo varias veces al día porque es increíble lo fácil que se estropea. Recién aplicado queda liso y uniforme, muy bonito, pero al poco rato le aparecen multitud de marcas, gránulos y relieves, y así luce horrendo.

No sé si será cosa de los tonos plateados o que yo he tenido mala suerte, porque casi todos los esmaltes que he probado en ese color se me descascarillan en nada y les salen roces y marcas para parar un tren. Una pena, porque me vuelve loca el plata en las uñas. 

Solamente costó 1.50 euros en Dealz. Pero desde luego, no repetiré con él. Es el peor esmalte que he usado en mucho tiempo. Menudo chasco, con lo bien que me han ido siempre los de Revlon.

NOTA: 0 / 10