viernes, 12 de febrero de 2016

Polvo Superstay 24h - Maybelline New York


Hace días tiré este producto y no hacía ni un mes que lo compré, pero me había decepcionado bastante. 

Se trata del compacto Superstay 24h de Maybelline. Es un polvo matificante y waterproof que asegura ofrecer una cobertura perfecta y durar 24 horas puesto. Controla los brillos todo el día (o eso dice) y resiste al sudor, calor y humedad.

Hace años tuve este producto por primera vez, y también lo acabé desechando debido a que el tono que compré ("Nude") me quedaba oscurísimo -no sé a quién se le ocurrió llamarle "nude"-. Y en esta segunda ocasión me ha pasado lo mismo: compré el tono "Sand", que era el más claro de los que había en los testers y probado en mano me pareció perfecto... pero una vez aplicado en el rostro, no tan exagerado como el "Nude" pero también me queda oscuro. Y eso que soy morena y me llevé el polvo más claro que había, así que las mujeres muy claras de piel mejor que ni se acerquen a este producto. 

Soy morena clara y nunca he tenido problemas a la hora de encontrar maquillaje facial de mi tono, pero es un error que cometen varias firmas de maquillaje: en otros países comercializan una enorme variedad de tonos muy claros, pero deben pensar que en España todas las mujeres son mulatas o algo así, dado que siempre tienden a llegarnos los tonos más oscuros, y así hay luego tantísimas mujeres de piel blanquita quejándose (con razón) de que no encuentran maquillaje de su color.

Mi chasco fue con el tono, pero no queda ahí la cosa: este polvo tiene de waterproof y de duración 24 horas lo que yo tengo de astronauta. Tenía que retocarlo constantemente porque al poco rato de aplicarlo ya me salía brillo en la piel. El poder de cobertura y capacidad matificante tampoco es que sean muy allá, por no decir que son paupérrimos. 

Lo bueno: no es caro, y su práctico envase incluye espejo y esponjita lo cual es muy cómodo a la hora de retocar por ahí. Pero nada compensa los pobres resultados de este producto. Por cierto, la esponjita que trae es una basura: no aplica el polvo bien y absorbe casi todo el producto que coges, teniendo que dar un montón de pasadas si queremos que se deposite algo de polvo en la piel.

Contiene 9 gramos y ronda los 7 euros en perfumerías. Obviamente, no repetiré con él.

Es la segunda decepción con mi adorada Maybelline en poco más de un mes, dado que también compré esta base y no es que me tenga dando palmas de alegría.

NOTA: 0 / 10