domingo, 14 de agosto de 2016

Iluminador en barra "Lights of Orient" - Essence


En materia de iluminadores siempre he preferido irme a los caros, ya que he probado algunos económicos y ninguno se acerca, por ejemplo, a los de NARS. Es el caso de este iluminador de Essence. 

Pertenece a la edición limitada Lights of Orient; colección con la que se lucieron pero bien. Inspirada en Oriente y la magia y noches árabes, para mi gusto es la mejor y más bonita colección que ha sacado Essence hasta la fecha. El resto de productos no sé si serán tan buenos, pero la paleta de sombras de ojos y sobre todo la barra de labios roja son gloriosas.

En cambio, con el iluminador sí que patinaron...


Es un iluminador en barra para rostro y cuerpo. El tono se llama "Golden Gate to Orient" y es un dorado champagne precioso y super luminoso. Cremoso pero nada graso, se difumina y trabaja de maravilla. Aporta un brillo hermosísimo y plenamente visible pero muy fino, nada pachanguero o basto. 

¿Perfecto, no? pues NO. Pese a esas virtudes, tiene el defecto de todo iluminador mediocre: es purpurinoso. Una vez aplicado, prepararse para una brutal estela de purpurina. Al principio ya digo que queda precioso, y puede engañar... pero si nos fijamos veremos que en nuestra piel no hay ni rastro de iluminador y sí un buen montón de purpurina. Ni en Carnaval. Hasta me lo dijo una vez una persona: que si me había bañado en purpurina. Tierra, trágame.

Contiene 6.5 gramos y tan solo cuesta 4.99 euros, pero no merece la pena. Es preferible ahorrar y optar por un iluminador mejor. Que encima se amortizan a lo bestia, pues duran años.

La edición limitada Lights of Orient acaba de ser retirada de las perfumerías para dejar paso a la nueva colección de Essence, pero seguro que en algunas tiendas todavía la tienen, y por supuesto, en perfumerías online.

NOTA: 2 / 10